Presentación Unidad de Investigación e Innovación

La investigación según nuestras Políticas Curriculares, constituye un componente transversal, que apunta al desarrollo de competencias para la formulación de proyectos claramente definidos, el diseño de metodologías, el trabajo en equipo, los enfoques, el desarrollo de innovaciones y la búsqueda de alternativas para solucionar los problemas. La investigación en las facultades se articula necesariamente con los procesos de investigación institucional y profesoral, a través de estrategias como la vinculación de los estudiantes alrededor de proyectos interdisciplinarios, el diseño de opciones de profundización coherente con las líneas de investigación de las facultades y la generación de cursos electivos que, además de contribuir a la profundización profesional, se orienten también a reforzar los trabajos de investigación que adelantan los estudiantes.

La formación investigativa se entiende como un proceso articulado a la formación profesional, con el fin de sensibilizar al estudiante hacia actividades de descubrimiento e innovación y a proporcionar las herramientas básicas para el diseño y desarrollo de proyectos.

La investigación formativa tiene un carácter flexible, se realiza a lo largo del proceso educativo, a través de diversas estrategias. Una de ellas puede ser la vinculación de los estudiantes a proyectos, bajo la guía del maestro o de expertos en las distintas áreas o componentes de la formación. En este sentido, articula al currículo las líneas de investigación que desarrollan los docentes e investigadores de la Universidad.

La investigación formativa se vincula al ejercicio de la docencia en cuanto ésta implica una reflexión sistemática de los maestros sobre los procesos de construcción de conocimiento por parte de los estudiantes, la atención sobre los modos como se relaciona la teoría con la experiencia pedagógica y el trabajo que supone la actualización permanente en las nuevas tendencias y desarrollos del conocimiento en las áreas específicas de desempeño académico.

Además de los principios ya enumerados, es importante considerar en el campo de la investigación los siguientes:

  • Creatividad e iniciativa: Entendidas en el proceso educativo como la sinergia entre la docencia, el discernimiento y el juicio crítico del estudiante, con la sensibilidad y la apertura a los problemas nuevos, al cambio. Se debe posibilitar el desarrollo del pensamiento creativo, pues, además de ser condición de actitud de búsqueda, favorece la estructuración de autonomía, autenticidad y posibilidad de generar nuevo conocimiento.
  • Socialización: A partir de este principio se genera y enriquece la gestión de la cultura institucional desde la conformación de semilleros, grupos y equipos, los cuales, remitidos a las líneas investigativas, construyen proyectos que son puestos en común. El análisis y la crítica implican el replanteamiento y la reflexión dialéctica sobre los ámbitos investigativos, sus avances y resultados.

Equipo de trabajo

Jóvenes investigadores

Top